Escena CB24

Belcolade: calidad, innovación y tradición en cada pedazo de chocolate

En barra, en polvo, derretido o en pastelería, el chocolate es uno de los productos favoritos de todos los consumidores en el mundo. A pesar de que el consumo de semillas de cacao en la región, materia prima del chocolate, se remonta a más de 3.000 años de antigüedad, es hace pocos años que el chocolate de calidad ha tenido auge en Costa Rica.

Un chocolate es considerado de alta calidad si su compuesto es al menos 60% de cacao, mientras que la mayoría de chocolates comerciales tiene solamente un 10% y el resto es azúcar, grasas vegetales y artificiales.

Sin embargo, dentro del mercado de los chocolates de calidad, existe un producto que destaca por sus altísimos estándares y la excelencia de sus ingredientes: la gama de chocolates de Puratos, una compañía de origen belga que además ofrece productos de la mejor calidad en panadería y pastelería.

Esta compañía con 100 años de existencia y 35 en el país, llegó a Costa Rica tras identificarlo como uno de sus principales mercados en Latinoamérica y con más alto consumo de sus productos.

Puratos produce en Costa Rica toda su línea de panadería y de pastelería, generando 160 empleos directos y más de 1000 empleos indirectos, mientras que la chocolatería es importada de Bélgica y Chile.

“El chocolate ha sido considerado como el sabor preferido a nivel mundial y qué mejor galardón para los consumidores que degustar un chocolate de altísimos estándares de calidad ya sea real o sucedáneo. El mundo del chocolate encierra lujo y belleza y en Puratos contamos con el auténtico chocolate belga, el Belcolade en gama de sabor y textura nos permite descubrir verdaderos deleites al paladar y la línea Carat resalta las mejores características del chocolate, pero con la practicidad de ser sucedáneo”, explicó Melissa Camacho, Junior Product Manager Chocolates.

La gama de chocolates Puratos se divide en Belcolade y Carat:Belcolade se traduce a una experiencia que proviene de la selección cuidadosa de los granos de cacao de la mejor calidad en todo el mundo. Para garantizar los estándares que se ajustan al mercado actual, solo se utiliza manteca y vainilla 100% natural en todos sus productos.

Por otra parte, Carat es un chocolate sucedáneo, compuesto de polvo de cacao y grasas vegetales, como el aceite de palma o el aceite de coco. Se ve como el chocolate y sabe a chocolate pero es mucho más fácil de utilizar ya que solamente se derrite y funciona para cualquier aplicación. La gama Carat destaca por su calidad superior, excelente experiencia al sabor y la textura adecuada.

NP / CB24

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *