Presidente Trump: “Reforma inmigratoria es posible”

Donald Trump habló por primera vez como presidente de Estados Unidos desde el Congreso de la nación, ante republicanos y demócratas. En un amplio discurso, el mandatario estadounidense abordó una amplia gama de temas que incluyeron inmigración, seguridad nacional y economía / VOA

El presidente Donald Trump pronunció su primer discurso ante el Congreso, el martes, en el que delineó una amplia visión y prevaleció el tono positivo y esperanzador que estuvo ausente en pasadas ocasiones, mencionando además la posibilidad de una reforma inmigratoria.

El presidente comenzó describiendo su discurso como “un mensaje de unidad y fuerza profundamente sacado desde el corazón” y anunció que “un capítulo de grandeza está comenzando, la renovación de nuestro espíritu estadounidense”.

“Los tiempos de pensar en pequeño ya han pasado, los tiempos para las luchas triviales han quedado atrás, solo necesitamos la valentía de compartir los sueños que llenan nuestros corazones, la bravura de expresar las esperanzas que sacuden nuestras almas, y la confianza que convierta esas esperanzas y sueños en acciones”, dijo el presidente.

“Por encima de todo, nosotros vamos a mantener nuestras promesas al pueblo estadounidense”, subrayó ante legisladores de ambas cámaras del Congreso y de ambos partidos en un discurso que se extendió durante un poco menos de una hora.

Mientras pronunciaba sus palabras los demócratas se mostraron respetuosos pero escépticos y permanecieron sentados mientras sus colegas republicanos se levantaban una y otra vez para aplaudir al presidente.

Las reacciones encontradas fueron más visibles cuando el presidente hizo un llamado a ambos partidos “para revocar y reemplazar el Obamacare” y cuando se refirió a su orden de crear VOICE, una oficina para ayudar a las víctimas de los “criminales extranjeros”.

“Hemos respondido a los llamados de la gente para hacer cumplir las leyes de de inmigración”, dijo. “Tenemos que restaurar la integridad y el respeto a la ley en nuestras fronteras, por eso pronto comenzaremos un gran gran muro”, apuntó. “Los malos se están yendo en este momento”.

En un tono más positivo dijo que la “reforma migratoria es posible si el enfoque es en mejores trabajos, mejores salarios para los estadounidenses, se refuerza la seguridad nacional y el imperio de la ley”.

“Al finalmente hacer cumplir nuestras leyes de inmigración, vamos a elevar los salarios, ayudar a los desempleados, ahorrar miles de millones de dólares y hacer que nuestras comunidades sean más seguras para todos”, dijo.

Voz de América

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *